¿Cómo bajar de peso en una semana?

bajar de peso en una semana

Perder peso requiere que cambies no sólo tu forma de pensar en la comida, sino también tu estilo de vida. Cuando te propones bajar de peso haces sacrificios muy grandes para llegar a la meta. Muchas veces, esa “meta” es una boda, cumpleaños o vacaciones para la que te quieres ver espectacular. Si te falta el último estirón para llegar a tu peso ideal, te dejamos 5 tips que te ayudarán a bajar los kilitos es una semana.

1. Más a tu rutina

Si ya tienes una rutina de cardio, agrégale 40 minutos. Simplemente corre, camina o súbete a la elíptica un rato más en la mañana o por la tarde. Si has estado bajando de peso sin ejercicio, ¡sal a caminar! Una hora de caminata te ayudará a quemar más rápido la grasa.

2. Ni un refresco

Esta última semana elimina por completo los refrescos y jugos. Aunque no disfrutes del agua natural, haz un esfuerzo esta última semana por tomar sólo eso (y en grandes cantidades). Los refrescos tienen muchas calorías y además te pueden provocar hinchazón.

También puedes tomar té sin azúcar (de bolsita, no embotellado) o una taza de café por las mañanas.

3. Medias porciones

Si comes en casa sírvete sólo la mitad de lo que normalmente comerías y deja lo demás para más tarde. Si comes fuera, pide medias porciones o deja la mitad de la comida en tu plato y pídela para llevar. Trata de comer sólo verduras y proteínas sin salsas cremosas ni aderezos. Pide todo sin queso y ponle poca sal para asegurarte de no retener líquidos.

Las verduras que te sobren las puedes comer 3 horas después como colación.

4. Frutas y verduras

Los expertos te recomiendan comer 5 porciones de frutas y verduras al día. En la última semana de tu dieta esto es aún más importante. Lleva siempre contigo manzanas, apios o pepinos y cómelos a media mañana, a media tarde y después de cada comida.

Aléjate de los plátanos y mangos que tienen mucha azúcar.

5. Toma agua fría

Termínate un vaso de agua fría antes de comer. Algunas personas juran que lo frío te ayuda a quemar más calorías porque tu estómago debe calentarlo antes de procesarlo. Si bien esto no está científicamente comprobado, lo cierto es que llenarte de agua evita que comas de más.

Cuando te de hambre más tarde, llena el hueco con una fruta o verdura.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*