¡Ya no más dolor! Ejercicios para dolor de cuello y espalda

Ejercicios para dolor de cuello

Cómo evitar el dolor de espalda

Cuando hablamos de la aparición del dolor de espalda, podemos encontrar muchas causas de nuestra vida cotidiana que son las que provocan este malestar.

La falta de movimiento habitual por llevar una vida sedentaria, mantener posturas incorrectas al sentarse o al dormir, realizar movimientos erróneos en un esfuerzo mayor de lo habitual o el mismo estrés, son algunos de los motivos por los que pueden aparecer este tipo de malestar.

Para prevenir este tipo de molestias hay que ejercitar habitualmente los músculos de la columna y del dorso, ya que así conseguiremos mantener una posición correcta y equilibrada. Hacer ejercicios de estiramiento es una buena práctica para evitar estos dolores, si los realizamos de forma suave estaremos aliviando la tensión de músculos, tendones y articulaciones.

4 ejercicios para prevenir el dolor de espalda

  1. Tumbados boca arriba en el suelo y con las piernas dobladas, estiramos los brazos por detrás de la cabeza y les llevamos hacia adelante hasta tocar las rodillas. Repetir 10 veces.
  2. En la misma posición que antes, ahora juntamos las manos en el pecho y hacemos una media elevación suave del tronco y aguantamos la posición 4 segundos. Empezando por 4 repeticiones, les aumentaremos progresivamente a lo largo de los días.
  3. Nos colocamos a gatas en el suelo y estiramos una pierna y el brazo contrario. Mantener la posición durante 5 segundos y descansar. Repetir 5 veces con un lado y otras 5 con el otro.
  4. Tumbados boca abajo en el suelo, con las piernas juntas y los brazos abiertos en cruz, levantamos cabeza y tronco hacia arriba manteniendo la posición 5 segundos. Repetir 10 veces.

Otros casos serían si presentas una fractura de cuello u columna vertebral, el cual ya corresponde al tratamiento médico adecuado preciso e obligatorio.

La fractura de columna vertebral, se presenta en personas que tienen osteoporosis, porque ha aparecido un tumor canceroso o porque se ha sufrido un fuerte traumatismo en la columna, como en los accidentes automovilísticos. En todos los casos, el dolor intenso es el problema que se debe atender, además de reparar el daño en la columna.

Una nueva técnica quirúrgica de mínima invasión, que realizamos para aliviar el dolor y para restaurar la altura de la vértebra, es la vertebroplastía que es un procedimiento que va dirigido a darle mayor consistencia a la vértebra fracturada y a recuperar la altura de la vértebra.

Este procedimiento se realiza utilizando anestesia general y un equipo de rayos X especial que permite visualizar el momento en que se introduce una cánula especial al nivel de la vértebra fracturada, para depositar lentamente cemento para hueso hasta rellenar el espacio deseado.

Con este procedimiento, la mayoría de los pacientes mejora significativamente el dolor en las siguientes 48 horas y no requieren el uso de analgésicos para el dolor, pueden regresar inmediatamente a casa y recuperan su funcionalidad con rapidez.

Con este procedimiento los resultados que se obtienen son alentadores para las personas con este tipo de lesiones en las vértebras de la columna, pues con las técnicas quirúrgicas convencionales en que se utiliza toraco-lumbar de las vértebras los resultados son pobres y se requieren analgésicos para paliar el dolor.

Las personas mayores que sufren osteoporosis, es posible que tengan fracturas de la columna y vivan con dolor, con limitaciones y sin diagnóstico. Por eso, el interés de dar a conocer estas técnicas novedosas que vienen a ayudar a las personas que viven con dolor por fractura de vértebras.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*